El rol de un CFO en tiempos de pandemia

El reto que ha representado la reciente pandemia por COVID-19 alrededor del mundo ha generado un impacto significativo en la forma de operar de las empresas: diversas industrias se vieron sumamente afectadas por un descenso sustancial en su demanda y, a la fecha, siguen sujetas al restablecimiento normal en sus operaciones.

En este proceso de cambio en el último año, los CFOs descubrieron drásticos cambios financieros que debían resolverse de forma inmediata: mantener la liquidez en las empresas, establecer mejores condiciones de pago con los proveedores, administrar los inventarios y controlar los costes para minimizar el impacto en las compañías debido a la contingencia.

“El reto al que está sometiendo la crisis actual a nuestros sistemas y modelos de organización social e industrial, abrirá nuevas oportunidades y panoramas en la industria.”

Debido a este cambio en el entorno de negocio empresarial, las funciones del CFO se han complementado con una visión más significativa en la actividad de la compañía. Es indispensable para un director de finanzas conocer a detalle los ciclos del capital de trabajo para mantener la liquidez en los momentos de crisis y optimizar así el uso de recursos, además de proponer estrategias de financiamiento acordes a la situación por la que atraviese la empresa.

Además, es probable que de ahora en adelante un CFO participe más en las decisiones en torno a los proveedores clave y en la importancia de diversificar la cadena de suministro, además de las necesidades tecnológicas relacionadas con la automatización de procesos empresariales.

También es fundamental para empresas que aún no lo han contemplado dentro de su actual panorama, pues contar con mejores herramientas digitales harán posible a su empresa realizar ventas o cobros de forma remota, teniendo la posibilidad de contar con recursos para poner en marcha un nuevo producto o servicio. 

Ser líder ante la incertidumbre puede parecer abrumador. Si bien los recientes acontecimientos han sido muy complicados para muchas empresas a nivel mundial, la situación nos deja también muchas lecciones: la importancia de la interrelación entre un CFO y las áreas de producción, ventas, logística, RRHH y dentro de ésta las relaciones laborales.

La necesidad de que ambos conozcan y compartan a detalle los ciclos de producción, ventas, proveedores, financiamiento e inclusive también herramientas clave para que la compañía retome su ritmo de crecimiento: la necesidad de trabajar en conjunto cuando la situación es adversa o necesita mejoras para adaptarse a la situación.

La digitalización empresarial ha pasado de ser una alternativa a convertirse en una obligación si quieres que tu compañía recupere su curso y sea competitiva. Este es el momento perfecto para innovar y reinventar tu empresa. 

Es importante optar por el uso de aplicaciones que hagan más efectivas las actividades y apostarle a las nuevas herramientas tecnológicas para mejorar y agilizar todo proceso. Yaydoo te dará muchos beneficios: todos los involucrados en el proceso desde el área de compras, colaborarán en una misma plataforma y tendrán visibilidad de cada etapa de compra, con lo que el trabajo remoto no será un problema. 

Elegir un programa que nos ayude a tener un mejor control de cada movimiento dentro de la empresa es un factor clave para el éxito de tu empresa.

Ante esta nueva normalidad, hay que formar y apoyar a los equipos de trabajo con herramientas digitales, adaptando sus destrezas profesionales a las que demanda el mercado hoy en día. Es muy fácil llevar mejorar el control con un SAP para PyMEs que te ayude a poder gestionar el departamento de compras, desde cualquier lugar.  

 

¿Aún no eres cliente de Yaydoo? Solicita hoy mismo una demo virtual y descubre todos los beneficios

Publicar un Comentario